Buscador de libros

Busqueda avanzada
Cuéntame una historia, abuela: portada

Primer capítulo / Extracto

  • N° páginas : 202
  • Medidas: 140 x 200 mm.
  • Peso: 300 gr
  • Encuadernación: Rústica
Descargar Ficha Enviar Ficha

Cuéntame una historia, abuela [Próxima aparición] AA.VV.

¿Te has preguntado alguna vez qué hacía tu abuela cuando era niña?

Editorial:
Ilustrador:
Dalia Irais Morales y Norma Chavarria
Colección:
CUENTOS PARA ALARGAR-LA-VIDA
Materia BIC:
Relatos de aventuras (infantil/juvenil)
Edad recomendada:
Edad de interés: a partir de 8 años
ISBN:
978-84-19454-03-4
EAN:
9788419454034
Precio:
18.22 €
Precio con IVA:
18.95 €
Aparición:
29/08/2022

¿Quieres comprar este libro? Busca tu librería más cercana

 

Sinopsis

Cloti, una mujer de setenta y siete años, cuenta de forma sencilla y familiar sus hazañas y travesuras de la niñez y juventud en este libro de cuentos. De familia rural, humilde y trabajadora, Cloti nos hace viajar a la infancia de finales de los años cuarenta, con frescor y vitalidad. Junto a su nieta Rocío, creó esta recopilación de cuentos durante el confinamiento por el COVID-19. ¿Qué mejor forma de bucear por la incertidumbre que avivando la memoria?

Cloti nos hace reír, emocionarnos y conocer la vida en el medio rural con una familia numerosa.




Autor: González Rey, Rocío

Actualmente reside en Alpedrete. Es Comunicadora, siendo la escritura y las creaciones radiofónicas sus principales herramientas de expresión. Participa en varios proyectos de comunicación feminista y es autora de Espacios de paz en las trayectorias migratorias africanas en Migraciones y comunicación intercultural (2019). Ha trabajado como voluntaria en asociaciones de acogida en Melilla y en diferentes proyectos de cooperación internacional con mujeres y niñas en Senegal. Le encanta escuchar y narrar historias.

Autor: López Gómez, Cloti

Actualmente reside en Alpedrete (Madrid). A los catorce años dejó los estudios, y se quedó en casa para ayudar a su madre en las labores del hogar, cuidar de su hermano pequeño y sobrinos. Durante los veranos trabajaba como empleada del hogar en Segovia. En 1964 se marchó a un pueblo de la sierra madrileña, donde trabajó como limpiadora y recepcionista, hasta que se casó y tuvo hijos. Aunque se siente orgullosa, sostiene que criar a los hijos y los cuidados de la casa es la profesión menos valorada y agradecida, y que en aquellos tiempos no había muchas más opciones para la mayoría de las mujeres, pero a ella le hubiera encantado seguir estudiando.


Otras imágenes del libro